Martín Grande, el candidato de las empresas

En diálogo con el matutino Punto Uno, el candidato a diputado nacional por el macrismo marcó posición a favor de la suba en la edad jubilatoria y la flexibilización laboral. Se distanció de la educación religiosa en escuelas públicas de Salta y pidió la aparición de Santiago Maldonado.

“Todavía no hay nada en concreto sobre el tema”, respondió Martín Grande Durand al ser consultado por un futuro aumento en la edad de los jubilados. Sin embargo, cuando los periodistas Federico Pérez y Aníbal Tejerina mencionaron una misiva del Fondo Monetario Internacional que “aconseja” al Gobierno Nacional una reforma previsional, el candidato del macrismo responde que ”acá se jubilaron 1.500.000 personas sin aportes y del sistema como estaba hoy es para el doble de lo que era” motivos por los cuales considera que “no es fácil hacer frente al sistema con la misma cantidad de aportes”. Punto a favor de la suba de la edad jubilatoria.

Por otro lado, el empresario de medios y ahora militante del PRO aseguró que Argentina tendrá que discutir una flexibilización laboral al estilo de la que dio cauce el presidente de Brasil, Michel Temer, ya que “nos deja fuera de competencia”. Las modificaciones en las condiciones de trabajo forman parte de la agenda de Jorge Triaca, ministro de trabajo, y el triunviro de la CGT, quienes debaten el futuro del país.

Al ser consultado nuevamente sobre el posicionamiento que tendría en el Congreso de la Nación respecto a reformas del empleo que equivalen a la baja de salarios, tal como lo plantearon desde Punto Uno, Grande respondió: “Ése es un verso de la gente que quiere que nos vaya mal”. Y agregó: “No, la reforma brasileña no es ganar menos. La reforma brasilera es, por ejemplo, el acuerdo de empresa con sus empleados de lo que pueden pagar y el gobierno fija un límite mínimo”. Acuerdo que- dice- Argentina deberá discutir.

Incluso, fue más allá y puso de ejemplo a los salarios que perciben los empleados del comercio y despacha una pregunta retórica: “andá a preguntar cuántos empleados ganan $20.000; son muy pocos”. Esta última afirmación aclara el panorama: Grande está de acuerdo con que el Ejecutivo ponga un techo al salario y los empresarios definan un mínimo; y que los trabajadores negocien como puedan.

“Es muy compleja la ley laboral argentina y cada complejidad trae cada vez más costos. Entonces, debería ser más simple”, remató el periodista candidato del macrismo salteño.

  • ¿Más simple para quién, para el empresario?- consultaron los periodistas.
  • Más simple para todos. Para el empleador, para el empresario- respondió

Punto a favor de la flexibilización laboral.

Por otro lado, Grande también se posicionó respecto a la desaparición forzada de Santiago Maldonado tras la represión a los mapuches de la Lof de Leleque, Cushamen, Chubut, a principios de Agosto. “Somos más de 40 millones buscándolo a este chango; es muy importante que aparezca, como también los otros 50 que están perdidos”, comentó. “No puede desaparecer nadie en esta república” remató. Punto en contra del accionar de Gendarmería y a favor de Bullrich, quien- dice- “hace lo que tiene que hacer, que es respaldar a la fuerza”.

Por último, fue consultado sobre el debate que tuvo en el centro de la escena a la educación religiosa propuesta por el Gobierno Provincial: “No debería enseñarse en las escuelas la religión católica, se debería estudiar la historia de las religiones; la figura de un chico afuera del aula porque dentro se está enseñando catolicismo me parece espantoso, de otro siglo”, apuntó.