La UNSa sancionará a quien se tire un pedo en clase

Una alta autoridad de la Universidad de Salta junto a su séquito oficialista determinó firmemente el carácter punitivo para quien “se zorree en el aula” de acuerdo al Artículo 75 inciso B Carátula Quetimporta del proyecto deRégimen Disciplinario. Al respecto la máxima autoridad de la UNSa manifestó: “Queda eminentemente prohibido expeler ventosidades por el ano cuando se desarrollan temas sensibles como ser Matemática II en medio de la clase, ya que desconcentra a quien sateliza el barandazo”.

Por este motivo Buufo indagó al respecto, aludiendo al carácter natural de dejar fluir la gaseosidad producto del proceso digestivo, libremente –sobre todo si ese día dieron guiso de lentejas en el comedor-. Por lo cual el alto funcionario de la UNSa argumentaría: “Mirá compadrito, prefiero que los casos de abuso sexual de la Facultad de Ciencias Exactas queden en la niaca, ya que esas supuestas infracciones de índole moral pa mi son puro chamuyo, en cambio el pedorreo es un tema muy serio. De allí la necesidad de imponer un Régimen Disciplinario con la misma base ideológica que el que se ejecutó en 1976 en esta misma casa de altos estudios“.

Mientras tanto el vice decano de la Facultad de Exactas (quien fue el artífice del polémico proyecto) comentó a este medio la necesidad de proteger al abusador Raúl Bustamante. Al respecto el señor Daniel Hoyos afirmó: “Como no quería que se me venga la hecatombe ni las feminazis encima, ¿qué mejor que imponer un régimen de tinte policíaco para protegerme?. Aunque bueno me ha salío el tiro por la culata, ya que lo zurditos fascistas (esto lo dijo en serio) se mian venío encima con toda la pulenta y el proyeto tuvo que volvé a comisión tuvo”.

Tal vez te interese:Escándalo en la UNSa: abusos, negligencia institucional y un régimen para disciplinar estudiantes

Claramente olvidó mencionar el hecho que el “violín universitario”continúa concurriendo a la institución impunemente, a resguardo de las autoridades que quisieron hacer la vista gorda decretando el nefasto Régimen disciplinario para estudiantes y que, dicho sea de paso, no movieron ni un pelo en éste caso de violencia de género en la UNSa.
En tanto van saliendo a la luz nuevos casos de violencia institucional hacia las mujeres en diversos ámbitos de la Universidad, pareciera ser que para algunas de las autoridades todo se resuelve con un régimen disciplinario arbitrario, verticalista, antidemocrático, y botón.

L-Ar